MANTENIMIENTOS

Todas las fases que componen un sistema fijo de protección contra incendio, tienen su particular importancia: diseño, suministro, instalación, puesta en servicio y mantenimiento.

Este último es de vital importancia para que el sistema de protección con el que se cuenta resulte confiable y estemos seguros de que ante cualquier situación de incendio esté listo para actuar.

MANTENIMIENTO PREVENTIVO

Es aquel que se realiza periódicamente en función de una rutina prefijada y con una frecuencia determinada por el tipo de sistema según las normativas locales o internacionales.

Se analiza el estado de las instalaciones, sus componentes, chequeo de estado de agentes extintores, peso, caudales, etc., según corresponda, ejecutándose ensayos de funcionamiento en cada caso, elaborándose un informe detallado del mismo.

MANTENIMIENTO CORRECTIVO

Cuando se detecta una anomalía en la instalación, se debe realizar una reparación y/o corrección de la misma, reemplazando o reparando los componentes dañados, con elementos de primera calidad compatibles con los instalados.

MELISAM cuenta con un departamento de servicios con personal y herramental adecuado para la realización de estos servicios de mantenimiento.